EL DUENDE DE CHONTAPACCHA. (Relato de Roberto Becerra Alegría)


Hasta ahora cuenta una mujer, ya anciana, lo que le sucedió cuando lavaba ropa en las aguas provenientes del puquio que existe en Chontapaccha. 

Dice esta señora que hace muchos años, cuando era todavía joven, se ganaba la vida lavando la ropa de varias familias de Cajamarca.

Con el objeto de ganar sitio y tiempo, esta señora se dirigía siempre al puquio que queda en la bajada de Chontapaccha, como a las cuatro de la mañana, alumbrándose con su linterna de querosene. Pero una vez, equivocándose de hora, se fue más temprano. Serían más o menos las dos de la mañana cuando llegó al puquio y bajó su "quipe". Ya había comenzado a remojar la ropa cuando, con gran sorpresa, vio que un bulto salía del puquio, el mismo que tumbándola practicó con ella el acto sexual, no obstante los gritos 
que daba y la resistencia que opuso. Desde entonces, por las noches, el mismo bulto entraba a su casa y subiéndose a la tarima en donde dormía volvía a practicar el acto sexual, sin que ella ni su marido pudieran oponerse.
Como resultado de estas relaciones, a los nueve meses dio a luz un muchacho deforme, con la cabeza parecida al del chancho, el mismo que felizmente al poco tiempo murió. Después del alumbramiento, volvió el bulto, y el marido escuchaba en forma muy clara cuando la poseía sexualmente.

De tales hechos dio cuenta a una su comadre, quien le aconsejó que echara agua bendita a la casa y colocara en la cabecera de la cama una cruz de acero, como que en efecto lo hizo, con lo que desapareció definitivamente el duende.


Comparte en Google Plus

PLSDL Por Las Sendas de Latinoamerica

Esta pagina esta creada para la difusion de la Musica Andina Latinoamericana, por lo que los discos que estas descargando son totalmente libre, con el afan de seguir difundiendo nuestra musica. PLSDL
    Blogger Comment

Gallery